Inicio Telefonía y Celulares ¿Se acabó la trampa de benchmarks de Samsung?

¿Se acabó la trampa de benchmarks de Samsung?

2

¿Se habrá terminado? al parecer la última actualización de los equipos de Samsung a Android 4.4 muestran resultados más coherentes en los benchmarks, no los “fraguados” que provocaban un pequeño “power up” de un 20% cuando ciertos tests eran ejecutados.

Esta aceleración artificial fue demostrada hace unos meses cuando simplemente cambiando el nombre de una de las aplicaciones ésta midió valores distintos para los procesadores de los teléfonos de Samsung. Quedaba claro que la versión de Android le avisaba al procesador qué aplicación de benchmark estaba ejecutándose y overclockeaba durante ese testeo en particular.

El update 4.4 KitKat de deshace de estos valores artificialmente generados, el procesador seguirá funcionando como es debido sin esforzarse de más, la gente de Geekbench lo probó con 4.2.2 en el Galaxy S4 y daba unos 1812 puntos, cuando actualizaron a 4.3 pasaron a unos sorpresivos 2114 que bajaron a 1913 en Android 4.4.2

¿Por qué es importante? porque los benchmarks son lo único que tienen los periodistas para completar un review de rendimiento, si el teléfono “miente”, ¿qué calificación se le da? no permite una comparación entre modelos, personalmente a un teléfono que hace eso lo califico negativamente. Miente el que tiene algo que ocultar. Por eso Samsung optó por lo mejor, básicamente no tienen nada que ocultar y su posición en el mercado hacía de esto una extraña anécdota.

Cuando llegue al mercado el Galaxy S5 podremos confirmar, o no, si se mantienen en el camino correcto y serio 😉

Via Extreme Tech

Artículo anteriorToshiba Flash Air – Review
Artículo siguiente¿Google frena a Asus? El intento de crear una tablet híbrida con Android y Windows
TG Founder, editor principal y redactor incansable, tecnófilo y space lover, blogger y vlogger, no ingeniero, sólo autodidacta

2 COMENTARIOS

  1. Es simple, mentían en los benchmarks porque necesitaban mostrar una superioridad absoluta respecto a la competencia, y no que, realmente, estaban en una potencia "equiparable".

    Es la estupidez de seguir valorando la velocidad bruta por sobre la experiencia real de usuario…

Dejá una respuesta