En dos modelos, el normal y el XL, Google lanza su teléfono máximo, el Googe Pixel 4.

Como bien saben Google es el creador de Android y desde hace un tiempo dejó de trabajar con partners en hardware para crear sus propios equipos, los Pixel, el 4 viene a mejorar el 3 en todo aspecto pero además a competir con muchas de las ideas que otros OEMs de teléfonos han ido implementando en Android mismo.

La cámara de fotos es un ejemplo, el resto de las specs son casi generales para todos, cambia la forma de implementar Android que, en el caso de Google, es siempre la más completa y “fiel” pero no la única forma de hacerlo.

Empecemos con las pantallas, en el Pixel 4 es de 5.7″ a 2220×1080, P-OLED, con un refresco de 90Hz, HDR, Gorilla Glass 5 y para el Pixel 4 XL pasa a unos 6.3″ a 3200×1800, interesante resolución, este último es un teléfono físicamente grande (160.4 x 75.1 x 8.2 mm y 193 gramos) contra el Pixel 4 (147.1 x 68.8 x 8.2 mm y 162 gramos) pero dentro de los márgenes habituales de los teléfonos de mercado.

Por dentro tenemos el ya conocido Qualcomm Snapdragon 855 junto a 6GB de RAM y dos modelos, 64GB y 128GB de almacenamiento, algo poco para los tiempos que corren pero probablemente de la mano de Google Drive (Google One por tres meses son 100GB extra, poco tanto en tiempo como espacio) para hacer backup permanente. La batería es de 2800 o 3700 mAh y cuenta con carga inalámbria y carga rápida, el puerto USB es 3.1 además de ser tipo C, no , no tiene jack de 3.5mm, mal ahí!.

Lo fuerte en ambos son las cámaras pero no sólo el hard sino el software, ahí es donde hacen mucho énfasis, sensores de 12.2 MP, f/1.7, 28mm (wide), 1/2.55″, 1.4µm, dual pixel PDAF, OIS
16 MP, f/2.4, 45mm (telephoto), 1.0µm, dual pixel PDAF, OIS, 2x zoom óptico, más la frontal de 8MP, son specs esperables para las cámaras pero la demo de Google contó con mucho software, machine learning y corrección, al punto que el modo nocturno parece fascinante. Los cuatro puntos fuertes de la cámara: HDR+ en vivo, balance de blancos con IA (aprende mientras más fotos se hacen), modo retrato ampliado a muchas más escenas y astrofotografía (que es genial), todo con aprendizaje y actualizaciones para procesar a futuro mejor.

El sistema operativo, obviamente, es Android 10 y el asistente está mejor integrado al punto que los mapeos de voz estan EN el teléfono por lo que la mayoría de las órdenes habituales no tiene que procesarlas en la nube sino que lo hace dentro del equipo. El tema seguridad suma también el desbloqueo por Face ID con radar y procesando todo en el equipo hasta antes de acercar el rostro, mucho control por gestures también se suma.

Los colores son blanco, negro y naranja (Oh So Orange) y los precios comienzan en USD 799 y 899 para el XL.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí