Será que Microsoft está siguiendo el camino de Apple? No es una pregunta tonta ni al azar, si nos fijamos poco a poco está asumiendo un rol en el mercado que no es el de fabricante ocasional sino todo un jugador en el mercado de hardware.

Software y Hardware de la misma mano, algo que hace Apple hace muchos años y que inteligentemente Microsoft dejaba a otros (el hard) para concentrarse en lo que más sabía hacer. Pero los tiempos cambiaron y hoy por hoy tener control de las dos partes parece que volvió a ser la clave.

Un ejemplo de esto es la Surface Pro X que recibe actualización en muchos aspectos, para empezar el procesador custom SQ2 , que es una versión preparada especialmente para ellos por parte de Qualcomm basado en su 8cx pero de segunda generación. El hardware refinado le da unas 15 horas de autonomía, 4G LTE (todavía no viene con 5G) y del lado del software hacía falta algo extra: compatibilidad

Esto viene de la mano de una capa de emulación de x86-64. Esto es MUY interesante, no creo que la performance esté a la par pero con el nuevo SoC es posible que el usuario no lo note. Poder utilizar tus aplicaciones de siempre en un equipo con procesador ARM es genial para unos y otros. Esto combinado con las aplicaciones nativas de Edge y Office complementan lo que le estaba faltando a la Surface Pro porque tener un procesador ARM suena bonito en el bajo consumo pero a la larga lo que importa es poder usar el software que te interesa.

Para Microsoft es poder despegarse de Intel, okey, uno sigue emulando y nunca está del todo bueno emular una arquitectura. Lo ideal es que los developers compilen su código para ambas pero a veces eso es sencillamente imposible. Obviamente la Pro X es cara, USD 1500, pero si bien es un público de nicho es interesante ver hacia donde apunta MSFT.

El segundo equipo es nuevo, es la Surface Laptop Go, una notebook “barata” de USD 549, bueno, ese es el precio inicial porque se puede pedir con hasta 16GB de RAM y SSD de 256GB y procesadores i5, pero si uno no quiere gastar usd 1000 es excelente opción. Esto es x86 nativo, no viene con un ARM.

La pantalla es de 12.4″ y creo que, en general, es un equipo bastante “normal” pero eso ya nos dice mucho: Microsoft apuntando a todos los segmentos. Desde el más caro al más barato y ahí está el punto más relevante de la historia.

Dejá una respuesta