Asus ROG Phone 5, 18GB de RAM, puertos dobles, más pantallas

0

Algo me dice que algunas marcas estan queriendo innovar como sea y que el camino más directo para llamar la atención está resultando crear monstruos increíbles en teléfonos.

El Asus ROG Phone 5 es una de esas criaturas del 2021, de la austeridad del 2020 pasamos a una locura de especificaciones innecesarias pero que igual nos entretienen.

Es otro equipo con un Snapdragon 888 pero con… 18GB de RAM! almacenamiento de 512GB, UFS 3.1, una pantalla gigante OLED de 6.78″ a 144Hz y unos 2448×1080 pixeles.

Para alimentar todo esto llevará una batería de 6000mAh que es bastante gigante con carga de 65W, además hay DOS puertos USB-C, salida de auriculares, parlantes frontales estéreo, WiFi 6E, sensor de huellas en la pantalla.

Un detalle que es genial por lo inútil pero para el showoff es una pequeña pantalla OLED monocromática de 1.7″ y 256×64 pixeles en la parte posterior, imitando a varias de sus notebooks, tiene sentido? por supuesto que no pero considerando el tipo de teléfono que es no importa.

Obviamente es un teléfono orientado a gamers con sensibilidad táctil para jugar y sensores del lado posterior para imitar los L2/R2 de una consola de juegos. Las cámaras son demasiado comunes, un sensor Sony de 64MP, ultrawide de 12MP, Macro de 5MP y una frontal de 24MP, no es un equipo pensado para fotógrafos, claro.

Detalle interesante es que la batería en realidad son dos de 3000mAh, una arriba, otra abajo (en los extremos) y el centro del teléfono tiene el motherboard con el SOC. donde se puede adosar un fan cooler para mantener el equipo refrigerado en momentos de duro gaming. Si, ya lo vimos en varios, es uno más optando por el cooling activo en teléfonos.

A unos €1299 que son USD 1545, no será un teléfono nada barato por cierto.

Artículo anteriorMicrosoft finalmente adquiere ZeniMax y se hace de Bethesda Softworks
Artículo siguienteOppo Find X3 Pro y su zoom microscópico de 60X
TG Founder, editor principal y redactor incansable, tecnófilo y space lover, blogger y vlogger, no ingeniero, sólo autodidacta

Dejá una respuesta