Inicio Microsoft Windows 11 y sus requerimientos

Windows 11 y sus requerimientos

4

El nuevo sistema operativo de Microsoft, Windows 11, vendrá con algunos requerimientos en particular para el hardware que soportará. Son levemente más elevados que Windows 10 como era de esperar pero viene con algunos cambios especiales.

El primer cambio grande que veremos es el fin, luego de dos décadas de transición, del soporte para 32 bits. Esto no significa que no funcionarian aplicaciones de 32 bits sino que los procesadores viejos ya no tendrán lugar, todo será 64 bits, sea ARM o x86. ¿No era así esto hace rato? Sí para consumidores pero todavía existían versiones de 32 bits en algunos segmentos.

Requerimientos

El CPU sigue siendo un procesador X86_64 o ARM64 de dos o más núcleos y 1GHz o más de clock. La memoria, que me parece insuficiente para cualquier tarea, de 4GB es el mínimo. El recomendable siempre será desde 16GB en adelante para mi preferencia.

El almacenamiento mínimo para la instalación es de 64GB aunque eso apenas permite operar. 128GB para empezar a hablar.

El GPU deberá ser compatible con DirectX 12 o superior y con el driver WDDM 2.0, algunos equipos viejos perderían soporte con esto pero no es lo único. El Hard debe poseer firmware con UEFI y permitir boot seguro, eso ya es limitante para motherboards viejos que están en el límite.

Pero lo que seguramente será limitante para muchos con hardware no tan viejo es el requerimiento de TPM (Trusted Platform Module) 2.0 en adelante, TPM 1.2 puede que no alcance pero existen algunas formas de habilitar/actualizar, ojo con ese punto.

La pantallla deberá ofrecer una resolución mínima de 1280×720, algo que hace mucho que debería ser así en vez de esos 640×480 ó 800×600 “legacy” que todavía se ven por ahí 😛

Microsoft no aclara si hay soporte para CPUs viejos en general, su visión comienza en los Intel de 8va generación o AMD Ryzen 2500, pero esto usualmente es para no hacerse cargo de algún error de compatibilidad con algo de la época de Windows 7 o más viejo todavía. En teoría debería funcionar.

Lo de TPM es tal vez lo más llamativo, la mayoría de las notebooks nuevas lo tienen, mucho equipo viejo no en la versión requerida. De hecho, muchos procesadores de los nuevos ya tienen soporte para TPM incorporado así que no importa demasiado si el motherboard no vino con un chip a tal efecto. Casi toda notebook lo trae y sólo algún motherboard viejo puede ser un problema.

Procesadores y TPM

Aquí tienen listas de CPUs compatibles para Windows 11 según Microsoft, para Intel, AMD o Qualcomm

Si quieren probar si estan “compatibles” pueden ejecutar “tpm.msc” y les dirá qué versión tienen.

Por el lado de UEFI y Secure Boot es algo que casi todo motherboard nuevo tiene y seguro toda notebook, puede llegar a ser molesto para los que ejecuten Windows en una máquina virtual solamente pero hasta para ellos hay formas de salvar la situación y virtualizar sólo siguiendo unos pasos extra. Aquí Arstechnica explica un poco los pasos.

Windows 11 será un upgrade para la mayoría pero no dudo que más de uno tendrá problemas durante esas primeras semanas hasta que lo ajustan (como siempre). Recomiendo backup completo antes de experimentar o esperar a que todo el resto se haya pegado contra una pared antes que uno 😀

Artículo anteriorMicrosoft presentó oficialmente Windows 11
Artículo siguienteSamsung renueva su One UI Watch
TG Founder, editor principal y redactor incansable, tecnófilo y space lover, blogger y vlogger, no ingeniero, sólo autodidacta

4 COMENTARIOS

  1. Ahi corrí el TPM “tpm.msc” pero al ver la versión me tira 1.0
    La notebook la compré hace 1 mes y es una OMEN gamer con Core i7 de 9va generación, me quiero matar sino me permite actualizarla

Dejá una respuesta